martes, 28 de julio de 2009

Las madres sufren más estrés porque anteponen las necesidades de su familia a las suyas

Los médicos coinciden en que son las madres las que más sufren en las situaciones en las que se aborda simultáneamente el cuidado de los abuelos y de los hijos. La forma en que la mayoría de las mujeres suelen afrontar este problema llega a ser insalubre ya que, según los expertos, siempre ponen las necesidades de sus familiares por delante de las suyas propias.

La Asociación de Psicología Americana, a la vista de estas circunstancias, ha difundido un listado de medidas para ayudar a que las madres puedan controlar mejor las situaciones de estrés. La primera medida, según la citada asociación, es identificar los factores que generan esa situación de nerviosismo y analizarlos con la perspectiva suficiente que permita relativizar y poner en orden las prioridades. En este sentido, recomiendan concentrarse sólo en lo que es realmente importante.
Hay que posponer las cosas que no sean demasiado relevantes y aprender a delegar responsabilidades en otros componentes de la familia.

Por otra parte, la primera condición para poder atender adecuadamente a la familia es estar bien uno mismo. Así que la recomendación de los psicólogos americanos es que las madres busquen tener un espacio para ellas en el que aprender a cuidarse.

Pasear, hacer ejercicio, practicar yoga, charlar con los amigos o con la familia son algunas actividades que no deben faltar en la lista de prioridades. Por supuesto, por muchas tareas pendientes que se tengan, siempre hay que dejar tiempo para dormir las horas suficientes y alimentarse correctamente.

Los expertos recuerdan que para tener la suficiente energía mental y física que exige el cuidado de la familia es necesario dedicarse un tiempo para uno mismo. De lo contrario, es frecuente que las personas se sientan angustiadas y desbordadas por la situación.
La ayuda de un psicólogo puede también resultar beneficiosa en las situaciones en las que no se consigue controlar el estrés.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.